Yoga

 

 Yoga Nidra

– Es el un sueño Yóguico. Es un estado de Sueño Profundo Consciente.

– Los antiguos sabios enseñaban Yoga Nidra a fin de explorar los samskaras o impresiones profundas, que impulsaban nuestras acciones o karma. Hacían esto para que los buscadores sinceros pudieran purificar el aspecto profundo del campo mental, al que se accede en el estado de Dormir Profundo consciente.

– Produce una enorme tranquilidad, claridad y silencio. Yoga Nidra va más allá de una simple relajación.

– Se abandona la consciencia de vigilia, pasa por el estado de los sueños, accede al dormir profundo, y aún así se mantiene consciente. Está más allá o es más sutil que los procesos mentales propios de los estados de Vigilia y del Soñar.

– Es un estado de sueño con plena lucidez. En él la receptividad aumenta y podemos conectar con el subconsciente y el inconsciente, con todos los potenciales positivos que ahí se acumulan para utilizarlos a nuestro favor. Cuando nos encontramos en una relajación muy profunda se producen nuevos caminos neuronales. Actualmente, investigaciones en el ámbito de la neurociencia avalan los efectos psicofísicos sanadores alcanzados en estados semejantes al del Yoga Nidra.

– La combinación de la relajación física, las técnicas de respiración, de visualización, de formulación de afirmaciones poderosas que integra del Yoga Nidra… puede que aporten elementos muy importantes en tu vida, actuando a todos los niveles: psicofísicos, fisiológicos y vitales y familiarizando a su practicante con estados mentales no habituales y/o desconocidos que luego los podrá utilizar en su beneficio personal.

– Otra característica del Nidra, es el sankhalpa, una frase positiva con un propósito muy objetivo, que interviene en el inconsciente según nuestras necesidades e intenciones: cambiar hábitos, potenciar talentos innatos, eliminar adicciones y fobias, estimular el aprendizaje, la memorización, sanar desequilibrios, etc. Es una herramienta ideal para la reprogramación mental y para el desarrollo personal .

– Sus efectos son acumulativos y se pueden percibir varios días después de la práctica. A la larga ocurre una transformación personal integral muy profunda y amplia en sus practicantes. Resulta una experiencia muy placentera, sanadora y útil.

IMG_0868 (1)

Es muy recomendable para quien busca:

  • Apaciguar la mente, reducir el estrés y elevar el ánimo.

  • Encontrar soluciones en los momentos de conflicto.

  • Poner en marcha decisiones y objetivos.

  • Estimular la voluntad personal y la autoestima.

  • Evolucionar y encontrar su camino.

  • Equilibrarse y adaptarse emocional o fisiológicamente en momentos de transición en: crisis personales, en el embarazo, en la menopausia, en el duelo.

  • Aliviar molestias en casos de fatiga crónica, fibromialgia, insomnio, hipertensión, etc.

Beneficios inherentes a la práctica:

  • Profunda relajación esqueleto-muscular, eliminación de bloqueos y dolores físicos.

  • Equilibrio del sistema nervioso y aumento de la producción de endorfinas, las hormonas de la felicidad, y por otro lado bajan los niveles de inmunodepresores, noradrenalina y cortisol.

  • Reducción del ritmo de nuestras ondas cerebrales y armonización de los dos hemisferios.

  • Sanación del estrés, depresiones, ansiedad, insomnio, cefalea, fibromialgia, fatiga crónica, hipertensión…

  • Una hora de práctica equivale a cuatro horas de sueño natural.

  • Desarrollo y utilización de la mente no analítica para fines de crecimiento personal.

  • Reprogramación mental y propuesta de objetivos.

  • Incremento de las capacidades de aprendizaje, memoria, intuición, creatividad.

  • Manifestación espontánea de nuestro potencial interno y nuestros recursos.

  • Limpieza” del subconsciente y de memorias limitantes.

  • Lucidez para afrontar situaciones conflictivas.

  • Estados meditativos profundos.

  • Expansión de estados alterados de la mente .

  • Armonización integral.

Sembrar la semilla del cambio

En Yoga Nidra, quizás el medio más efectivo de entrenar la mente se encuentra en el sankalpa, que cada quien formula durante la práctica. Es un estadio importante del yoga nidra y un método poderoso de reformar la personalidad y la dirección de la vida en lineamientos positivos. Si se sabe qué es lo que se quiere obtener en la vida, el sankalpa puede ser el creador del propio destino. Si se quiere ser un pintor, un escritor, cualquier cosa que se quiera conseguir, se puede entrenar a sí mismo a través de esta simple técnica. Pero primero hay que tener una dirección.

La mayoría de nosotros estamos tropezándonos en la oscuridad como barcos sin timón, como velas sin amarras. No sabemos hacia dónde nos dirigimos porque estamos siendo guiados, forzados y empujados por la tempestad de la vida. Algunas veces vamos en la dirección correcta también, pero eso es porque usualmente se nos empuja hacía allá, no tenemos alternativa. En el yoga nidra, sin embargo, tenemos alternativas y esa alternativa es la que se crea con el sankalpa o la resolución.

Página de Yoga Nidra 

Imparto clases de Hatha y Yin,

Seccion10.com
Cristina Mañas Delgado